Receta de albóndigas de cordero con cerveza roja irlandesa

receta de albóndigas de cordero

En este nuevo post encontraréis una receta de albóndigas de cordero especial, el que le pone el toque con cerveza roja irlandesa. Para ver y preparar. Una receta de la AETCM.

 

Ingredientes de la receta de albóndigas de cordero

1 kilo de pierna de cordero deshuesada y picada (la pierna debe pesar con el hueso como kilo y medio)

Tres dientes de ajo

Tres ramitas de perejil fresco (solo las hojas)

Sal, pimienta, clavo molido, canela molida, nuez moscada (un pellizco de cada una, al gusto)

2 huevos pequeños o medianos (si es XL, solo uno)

Harina para rebozar

Aceite de oliva, para freír

100 gr de cebolla (normal o blanca)

1 botellín de cerveza roja irlandesa. Yo he usado la Galician Irish Red Ale de Estrella Galicia 1906

1 hoja de laurel

Azafrán, un pellizco

 

Elaboración de las albóndigas

Mezclar la carne picada con dos dientes de ajo muy picados, el perejil muy picado, las especias al gusto, la sal y los huevos. Ojo, no echar pan rallado aunque nos parezca que la mezcla está suelta, porque se podrá manejar bien y el pan rallado le aporta un sabor no deseado.

Formar las albóndigas y pasar por harina. Dejar reposar unos minutos y volver a pasar por harina.

En una sartén pequeña y algo honda, poner el aceite a freír. Cuando esté muy caliente, meter las albóndigas de pocas en pocas unidades, que haya espacio entre ellas. El aceite tiene que estar muy caliente para que doren enseguida las albóndigas, dándole la vuelta si no las cubre del todo el aceite. No deben quemarse ni tampoco empapuzarse en aceite porque esté bajo de temperatura. Sacar con una espumadera a un plato con papel absorbente.

Cortar en láminas el diente de ajo restante. Picar la cebolla en trozos pequeñitos. Con un poquito de aceite, pochar en sartén (si usamos la misma, colar bien y limpiar para no dejar restos negros de harina frita). Cuando esté pochado todo, verter la cerveza, el laurel, una pizca de sal y el azafrán. Dejar que evapore a temperatura media, irá caramelizando y reduciendo un poquito, durante unos 15 minutos.

Poner las albóndigas en cazuela con esta salsa (o en la sartén que se está cocinando, si es grande. No amontonar las albóndigas demasiado). Cocer a fuego medio, destapada, para que se terminen de hacer las albóndigas, caramelice más la salsa y se integre todo perfectamente.

A mí me gustan secas, sin mucho caldo, porque saldrán albóndigas brillantes y con una presencia estupenda, para servir con patatitas fritas en cuadrados, con unas verduras horneadas o con puerro frito. Pero si os gustan con más caldo, podéis incorporar algo de caldo de carne a toda la preparación.

Es una forma de comer cordero en Navidad, por la tradición, pero no tirando del típico asado. Además, si hay niños, estarán encantados con este plato.

Por supuesto, también se puede avanzar en su preparación, dejando todo el plato hecho anticipadamente o toda la preparación excepto el paso de cocción conjunta.

 

albóndigas de cordero receta

Entradas recientes

admin
12/29/2022
SpanishEnglishCatalanPortugueseFrenchItalian